papa1

Hoy vemos recorrer imágenes por el mundo con una rapidez nunca antes vista. Un grupo de policias blanco es filmado por un teléfono celular, mientras golpean a un joven negro en plena calle. Un funcionario público es captado por una camara oculta cuando está en plena tarea de coima.Y Miles de escenas, que tal vez siempre sucedieron pero nunca se obtenían testimonio, hoy se ven registradas por un ejercito de improvisados o no, camarógrafos o fotógrafos que con un simple teléfono captan imágenes que nos testimonian al instante lo que era muy dificil de tener. Es incalculable el poder que este suceso ocaciona en nuestras vidas. Hoy vemos en vivo y en directo gracias a cualquier aficionado que esté en el momento oportuno con su cámara de foto o filmadora o el dispositivo que sea nos muestre la irrebatible realidad.Se vislumbra una nueva comunidad de “paparazzis” aficionados dispuestos a registrar lo que siempre se supo pero no se podía mostrar. La tecnología permite que en un instante, por medio de internet se desparrame imágenes que cobran un poder inusitado. Pareciera que se está gestando una “nueva comunidad” dispuesta a captar y mostrar lo que antes era casi imposible realizar.